sábado, 30 de agosto de 2008

Compañeros de paseo

Por culpa del colesterol, mi médico de cabecera o de familia me ha dicho que tengo que hacer deporte y perder kilos.
Correr me supera, porque los tobillos no me lo permiten; bicicleta tampoco. Entonces decidí caminar todos los días. Me levanto a las 7 de la mañana, ahora estoy de vacaciones, y a caminar. Es curioso porque todos los días ves a las mismas personas, y a la misma hora, incluso en el mismo lugar. Aunque los sábados y los domingos son otros los compañeros de paseo.
Los tres últimos días me he encontrado con tres canes, uno nuevo cada día, que me han acompañado todo el camino. El primer día me enojé, por el compañero de viaje, pero los dos días siguientes los he dejado que me acompañaran, por cierto, hasta la puerta de casa, y después han desaparecido. Tengo un amigo que dice: "Se le coge cariño a un perro".

1 comentario:

Víctor Benítez dijo...

Los años pasan Gabi... Hace tiempo que no te veo y ahora veo esta foto y no es por desanimarte Gabi, pero como va clareciendo el pelo... Claro que por otra parte es lo normal...
Bueno, cuidate ese colesterol y esos tobillos y disfruta de los paseos matutinos.